Archivo de la categoría: ERP

La digitalización en España: estado y retos

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmailby feather

No es un dato halagüeño: pese a ocupar el puesto número 14 por volumen de su PIB, a nivel mundial España está en el 45 en desarrollo de la digitalización, y a ello se suma que sólo una de cada tres empresas españolas está preparada para afrontar la transformación digital.

internetofthings_smartlance

Son datos del informe “Digitalización de la Actividad Económica en España 4.0”, elaborado por la consultora Roland Berger y patrocinado por Siemens, que analiza el estado de la transformación digital en los sectores económicos más relevantes, como las Telecomunicaciones e Internet, Turismo, Servicios Financieros, Transporte, Infraestructuras, Farmacia, Salud, Energía e Industria.

De forma general, la resistencia al cambio, los costes que exige la transformación y  la falta de competencias y la ausencia de una oferta adaptada al mercado, son los tres principales obstáculos, identificados en el informe, con los que se encuentran las empresas españolas a la hora de abordar la transformación digital.

“Para abordar la diferencia de España en la digitalización respecto a otros países más avanzados como Estados Unidos, es necesaria una acción coordinada entre la Administración, las empresas y las asociaciones. Dicha coordinación debe ir enfocada a promover la inversión, potenciar la investigación y fomentar el desarrollo de las capacidades digitales para crear un verdadero ecosistema digital”, concluye el informe.

Según se desprende del análisis de Roland Berger, pese a que las empresas españolas dominan los usos digitales básicos, la situación no es igual con los usos más avanzados. Sectores como la Salud o el Transporte, presentan una brecha (gap) de penetración digital superior al 75% (esto es las oportunidades que creen que proporciona la transformación y la madurez digital de las organizaciones). A éstos les siguen el sector de la Energía, con un 51%. Además, según los resultados obtenidos, tan sólo un 38% de las empresas cuenta con una estrategia digital formalizada y hasta un 26% todavía no tiene un responsable en el área digital.

Por otra parte, entre los sectores con una mayor madurez digital se encuentra el de las Telecomunicaciones, seguido del Turismo y los Servicios Financieros. Precisamente, en el sector de las Telecomunicaciones es el que presenta una cifra más elevada (91%) de los que consideran que existe en sus empresas una estrategia formalizada. A este le sigue el sector de los Servicios Financieros (81%). En el otro extremo se encuentra el sector de la Industria y las infraestructuras, con un 10 y un 15% respectivamente.

Estos sectores con mayor madurez son los que afirman contar con medios suficientes para desarrollar una estrategia digital, mientras que entre los sectores menos avanzados como la Industria o la Salud, esta percepción cambia, asegurando que no cuentan con los recursos suficientes para abordar la transformación digital. Entre las barreras más importantes en ese sentido se encuentra la falta de inversión. Según datos del Eurostat, España invierte sólo el 1,2% del PIB en Investigación y desarrollo, frente al 3% de Alemania o el 2% de media en la Unión Europea.

La analítica financiera es clave para los CFO, según SAP

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmailby feather

Estudio de CEO Research para SAP

SAP_LOGO_SMARTLANCESegún un estudio de CFO Research para SAP presentado el pasado 30 de marzo de 2016 el 90% de los profesionales españoles del área de Finanzas considera que el éxito de su empresa dependerá cada vez más de la capacidad para utilizar Big Data y analíticas avanzadas.

SAP ha presentado los resultados de un estudio global encargado a CFO Research con objeto de entender y conocer cómo ven los ejecutivos del Departamento financiero el futuro de su profesión y cómo la digitalización y las capacidades analíticas avanzadas respaldan esa visión. En el estudio global han participado más de 1.500 profesionales de distintos países del mundo, entre los que se encuentra España.

Según ha señalado Jorge Pérez, director comercial de Business Analytics de SAP España, “La digitalización, sobre todo en lo que se refiere a la automatización de las funciones y al uso de los datos, está transformando muchas áreas de las empresas y la de Finanzas es una de las que más claramente se está beneficiando de esa situación. Así lo constatan los profesionales de ese departamento que han participado en la encuesta”.

El estudio plantea diversas cuestiones, desde el grado de satisfacción de los profesionales con sus carreras, hasta las posibilidades y evolución que esperan, pasando por la valoración de la incorporación de tecnología a sus empresas y las medidas que deberán adoptar estas para alcanzar el éxito.

Los profesionales del departamento financiero consideran que viven un momento muy interesante, que no hará sino mejorar El 82% de los profesionales encuestados asegura que a lo largo de su carrera profesional, su trabajo en finanzas ha superado sus expectativas en cuanto a trabajo interesante, relevante y valioso. Además, esperan crecer profesionalmente y ampliar sus responsabilidades: el 86% prevé que en los próximos cinco años su trabajo resulte más interesante, relevante y valioso todavía. Por ello, el 57% espera asumir nuevas responsabilidades además de su trabajo actual, y el 14% espera conseguir un ascenso a un trabajo diferente. Solo el 24% espera realizar el mismo trabajo que desempeña en la actualidad y prácticamente ninguno de los encuestados (4%) tiene previsto abandonar la función financiera.   

El alcance de la función de finanzas dentro de la organización seguirá creciendo para abarcar otras tareas clave

Entre las razones que explican la satisfacción que muestran los ejecutivos financieros con su puesto de trabajo, sin duda se encuentra el hecho de que su influencia sigue aumentando en la empresa. El 89% espera que la influencia delas finanzas dentro de la empresa crezca y el 75% asumir nuevas responsabilidadesdentro de su organización. Las áreas de influencia que esperan añadir a sus responsabilidades son: TI (35%), Gestión de riesgos (30%), RRHH (29%), Fusiones y adquisiciones(28%) y Aprovisionamiento (27%).

El éxito de las empresas en el futuro depende de que utilicen mejor la tecnología de la que disponen

El 90% de los directivos españoles que ha participado en el estudio piensa que enlos próximos cinco años el éxito de su empresa dependerá cada vez más de la capacidad para utilizar Big Data y analíticas avanzadas de manera activa. Para el 88% el éxito dependerá de su facultad para convertir los datos en acciones rápidas y decisivas, mientras para el 86% del acceso instantáneo a todos los datos actualizados sobre finanzas y rendimiento, y para el 78% de cómo se adapten al rápido ritmo de cambio y a una mayor complejidad empresarial.

En el estudio global el orden es diferente: el 85% da prioridad a las posibilidades de su empresa para adaptarse al rápido ritmo de cambio y a una mayor complejidad empresarial; el 77% al acceso instantáneo a un conjunto de datos financieros y de rendimiento unificado, integral y totalmente actualizado; el 84% a la conversión de los datos en acciones rápidas y decisivas y el 75% al uso efectivo de Big Data.

Los profesionales financieros ven la creciente ola de digitalización y automatización como la clave para su capacidad de colaborar con la empresa con el fin de gestionar el rendimiento. Creen que las posibilidades que ofrece la conversión de la información en formatos electrónicos legibles de forma automatizada para generar, capturar y manipular volúmenes de datos exponencialmente mayores sobre cualquier aspecto como personas, equipos, procesos, rendimiento, etc. afectarán a todas las áreas de la empresa. Piensan que los altos niveles de automatización de los procesos de negocio que permitela tecnología ayudarán a reforzar la posición de la función financiera dentro de la empresa. De hecho, el 72% considera que si los procesos financieros estuvieran muy automatizados, la función financiera de su empresa adquiriría aún más importancia en la organización, el 71% se implicaría más con las unidades operativas o empresariales; y el 69% tendría mucho más tiempo disponible para realizar un trabajo de mayor valor.

Los profesionales españoles que han participado en el estudio también están de acuerdo con esas afirmaciones. El 88% de ellos ha manifestado que la digitalización contribuirá a mejorar el rendimiento y la competitividad, mientras, el 80% entiende que si se mejorase la velocidad, la flexibilidad y lafacilidad de uso de los sistemas de función empresarial, su departamento podría ofrecer más valor a la empresa. Por último, el 78% prevé que para atraer y retener a los mejores talentos dentro de su área, la empresa deberá implantar sistemas de información empresarial basándose en las tecnologías de que disponeo utiliza su personal (smartphones, tablets, etc.)

Los ejecutivos españoles esperan mejorar la gestión de las líneas de negocio para aumentar elrendimiento

Los profesionales españoles que trabajan en el departamento financiero son conscientes de las nuevas necesidades de las empresas y de cómo afectan a su trabajo. El 82% de ellos espera recibir más presión para reducir los costes financieros, mientras el 78% considera que su organización demandará más elaboración de informes que incluyan información útil, además de los datos subyacentes y el 78% que se producirá un aumento de la complejidad y el volumende los datos, que propiciará que resulte más complicado convertirlos en acciones rápidas y decisivas.

En cuanto a la respuesta que debe dar la función financiera a esas nuevas necesidades de las empresas y a esa situación, el 40% de los encuestados en España piensa que tiene que contribuir en mayor medida a la planificación y al análisis empresarial, a la definición y ejecución de estrategias y a la gestióndel rendimiento financiero y el 36% que debe desarrollar aptitudes en analíticas avanzadas de las que no dispone actualmente.

El ejecutivo financiero del futuro

Los participantes en el estudio han realizado una valoración de las características que consideran que debe tener el profesional del futuro, frente a su relevancia en el pasado:

·       Colaborativo: el 41% considera que debe ser colaborativo, un rasgo que para el profesional del pasado solo consideraba necesarioen un 17%

·       Autosuficiente tecnológicamente: un 43% en un futuro y un 21% en el pasado

·       Visión de futuro: un 39% frente a un 20% en elpasado

·       Analizador de información: un 35% en el futuro frente a un 18% en el pasado

Asimismo, para poder lograr sus objetivos de crecimiento dentro de la organización y de aumento de responsabilidades, están buscando vías para obtener un mayor conocimiento de más áreas del negocio: el 43% persigue adquirir experiencia en gestión general, el 36% en operaciones y el 34% en TI.

– See more at: http://www.erp-spain.com/articulo/75221/gestion-financiera/todos/la-analitica-financiera-es-clave-para-los-cfo-segun-sap#sthash.NeK3Imbr.dpuf

Cómo elegir un ERP en 5 pasos

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmailby feather

Opinión: Los empresarios perciben al ERP como una solución compleja y difícil de implementar, pero también entienden que puede ser la clave de su subsistencia.

candidatos

El Sistema de Planeación Gerencial (o ERP, por sus siglas en inglés) ha evolucionado a través del tiempo. Inició con la intención de administrar de manera más eficiente las áreas clave de una empresa (contabilidad, facturación, ventas, compras y costos) a partir de módulos. La desventaja es que dichos módulos no estaban integrados y por ello, las organizaciones sólo aprovechaban parcialmente las funciones del sistema.

Con el paso de los años, las desarrolladoras de ERPs decidieron incrementar la funcionalidad de la solución a partir de la integración de sus componentes y así facilitar la comunicación entre las áreas del negocio. Si bien es cierto que con este cambio vino el crecimiento de la funcionalidad del ERP, también lo es que se volvió más robusto, tardado y costoso de implementar. Esto, a la vez, lo ubicó exclusivamente en la mira de los grandes corporativos

Con mi experiencia de más de 20 años en la industria de las Tecnologías de Información he observado que los empresarios perciben al ERP como una solución compleja y difícil de implementar, pero también están conscientes que de su implementación dependen el adecuado funcionamiento de su empresa y posiblemente, su subsistencia. Esto me lleva a plantear las siguientes preguntas: ¿Conviene o no implementar un ERP? ¿De qué depende su éxito? ¿Cómo devolver al ERP la confianza que los directivos y gerentes solían tenerle?

De acuerdo con estudio realizado por Harvard Business Review, las empresas que adquieren un ERP tienen una reducción de pérdidas y mermas del 10 %; pero quienes lo eligieron correctamente tienen una reducción hasta del 35 % en promedio. En ese sentido, los tomadores de decisiones al estar conscientes de este hecho, es natural que deban optar por la implementación de un ERP pero de una manera más controlada y efectiva que permita aumentar su tasa de éxito. El primer paso para alcanzar una implementación exitosa es la elección del ERP adecuado.

Por eso, comparto 5 pasos fundamentales para elegir el ERP correcto:

1.- Involucre a sus colaboradores
Si se llegó al acuerdo de la necesidad de implementar un ERP, la recomendación es involucrar a las personas que se verán impactadas directamente con la decisión, como:

– Usuarios finales
– Personal de sistemas responsable de la administración del sistema
– Gerentes y directivos

2.- Definir qué se quiere lograr a través de un ERP
Entender nuestro modelo de negocio y cómo se espera que la implementación del ERP podría optimizar y facilitar su operación. Bajo esta premisa, se debe definir el esquema de implementación, las prioridades, impacto al negocio y beneficios probables, así como considerar qué áreas se verán impactadas con la decisión. A partir de la automatización, los procesos clave para el negocio que se beneficiarán serán:

a. Ventas
b. Compras
c. Inventarios
d. Finanzas y Contabilidad
e. Nómina
f. Producción

3.- Escalabilidad
Escoger un ERP que pueda cubrir las necesidades actuales del negocio y a la vez cuente con la capacidad de evolucionar en el futuro a la par del negocio, es vital. Por eso, antes de tomar una decisión es de suma importancia considerar la escalabilidad de la solución en dos planos:

1) Horizontal, con módulos o funcionalidades a implementar cuando el modelo de gestión evolucione.
2) Vertical, que soporte el crecimiento transaccional si el negocio crece.

No perdamos de vista que la elección de un ERP significa vivir con él de cinco a 10 años el día a día de la organización, por lo tanto es recomendable escoger una solución que sea actualizable y escalable.

4.- Elija un aliado de negocios, no una marca
Seleccionar a un proveedor de software de gestión empresarial es, probablemente, el paso más importante. La recomendación es elegir a quien comercialice un software de calidad con la escalabilidad necesaria y que cuente con ese grado de flexibilidad que requieren los cambios en el modelo de negocio conforme crece.

También hay que considerar:
– La cantidad y calidad de clientes e implementaciones hechas.
– Si la empresa realiza actualizaciones frecuentes, entonces habla bien del proveedor ya que significa que lleva a cabo mejoras en sus productos y está al pendiente de sus clientes.
– Disponibilidad de recursos capacitados tanto para la implementación como para el soporte técnico posterior.
– Presencia local.

5.- Planee los tiempos de implementación
Finalmente, es importante tener presente que todo proyecto lleva su tiempo. A lo largo de todos estos años, he detectado que para que un ERP sea implementado de manera correcta y exitosa, se debe considerar en la planeación:

– El uso de los recursos internos, su disponibilidad, experiencia y conocimiento porque de estos dependerá la duración y éxito del proyecto de implementación.
– La adherencia a los procesos estándares de la solución porque de esta depende el nivel de adecuaciones y/o desarrollos que se deberán realizar.
– La calidad de los datos y procesos de negocio existentes.
– La cultura de la empresa respecto a la tecnología y su adopción.

El tiempo de implementación puede variar de 2 meses hasta 2 años dependiendo de los factores antes mencionados.

Por Martín Cayón, Director TOTVS Norte de América Latina